¿Puedo acoger si soy una persona soltera?

Acogimiento familiar Málaga personas solteras.


En el acogimiento familiar se fomenta la diversidad familiar, por tanto, las familias monomarentales o monoparentales también pueden acoger.

A menudo nos preguntan por qué requisitos se piden a la hora de acoger. En numerosas ocasiones se cree que se deben tener unos ingresos muy elevados, que el acogimiento debe ser realizado por una pareja, que debe estar casada y que debe ser heterosexual. Nada más lejos de la verdad. Las personas solteras pueden acoger perfectamente.

Estos niños, niñas y adolescentes lo que necesitan es mucho cariño. Saber lo que es el calor de un hogar. Tener a alguien que apueste por ellos todos los días, y eso lo puede hacer perfectamente una familia monomarental o monoparental.

¿Qué son las familias monomarentales / monoparentales? La Junta de Andalucía las define así: «Las familias monoparentales son aquellos hogares constituidos por un padre o una madre a cargo de al menos un hijo o hija menor de 18 años, o de un hijo/a mayor de 18 a 24 años que no aporta ingresos al hogar.»

¿Significa eso que tengo que tener hijos para acoger? No. Puedes tenerlos o no, ya que eso no es un criterio indispensable para poder acoger. Hablamos de familia monomarental o monoparental de cara a la familia acogedora que se formaría una vez se realizase el acogimiento.

Como dice la Junta de Andalucía: «El acogimiento familiar es la convivencia e integración de un niño/a en una familia, cuando debe ser separado/a temporal o permanentemente de sus padres o tutores. Es una medida de protección solidaria con los niños/as y sus familias biológicas, que evita su estancia en centros de protección de menores, les ofrece la posibilidad de desarrollarse en una familia, y mantener la vinculación con sus padres y hermanos.»

Lo importante es darle a estos niños, niñas y adolescentes un ambiente donde puedan desarrollarse con seguridad y apego, algo que es muy necesario si tienen que sanar heridas.

Por tanto, todas las solicitudes para acoger deben ser tratadas desde la igualdad, sin discriminar por motivos de raza, religión, género, orientación sexual, estado civil, etc. Esto viene recogido en el BOJA. Concretamente en el Artículo 5 del DECRETO 282/2002, de 12 de noviembre, de Acogimiento Familiar y Adopción:



Artículo 5. Igualdad de tratamiento.


En el estudio y valoración de las solicitudes de acogimiento familiar y adopción, deberá garantizarse la igualdad de tratamiento y la aplicación de unos mismos criterios de selección para cada tipo de procedimiento.

Soy una persona soltera y quiero acoger, ¿qué hago?


El primer paso que habría que dar es entregar esta solicitud rellenada por mail a infania@infania.org. Se podría entregar también físicamente en nuestras instalaciones siempre y cuando las normas de seguridad por la pandemia así lo permitan.

Además de esta solicitud, habría que entregar otros documentos más específicos como un certificado de antecedentes penales de cada solicitante, un certificado de actividad laboral o profesional o un certificado médico de cada solicitante, que acredite su estado de salud física y psíquica. Puedes consultar toda la documentación necesaria aquí.

Una vez entregada la documentación, se haría un curso de formación breve, no suele durar más de un par de días. En el curso explicaremos en qué consiste el acogimiento familiar, sus modalidades, cuestiones a tener en cuenta sobre los niños y niñas acogidos, etc. Los cursos se realizan una vez tenemos un cupo mínimo de personas que ya han entregado la solicitud y la documentación necesaria para acoger.

Y por último, se realiza un estudio psicosocial de la persona solicitante. También se hará una visita a la casa, allí deberá haber un espacio adecuado para que el/la menor pueda dormir pero no es necesario que disponga de cuarto propio.

Se trata de una serie de medidas básicas indispensables para garantizar que los pequeños/as estarán bien. Si alguna vez no pudiéramos cuidar de nuestros hijos o hijas, a todos nos gustaría asegurarnos al 100% de que estarán bien con la familia a la que va a ir.

En Málaga hay 363 niños, niñas y adolescentes esperando vivir bajo el calor de un hogar. Si en ese hogar sólo vive una persona y no una pareja, da lo mismo, lo importante es que reciban el cariño que necesitan para sanar sus posibles heridas. ¿ACOGES?