Novedades en la normativa: adopción y acogimiento de urgencia.

Cambios normativa acogimiento familiar andalucía


El acogimiento familiar ya es compatible con la adopción en Andalucía. Además, la modalidad de acogimiento de urgencia amplía su rango de edad.

Aunque son novedades que ya llevan un tiempo desarrollándose, sí que queríamos hablar un poco en profundidad sobre ellas porque nos llegan consultas sobre esto.

Acogimiento familiar y adopción compatibles en Andalucía

El acogimiento familiar es compatible con la adopción en Andalucía.

Hasta hace relativamente poco, si tenías iniciado un proceso de adopción, no podías comenzar con un proceso de acogimiento familiar. Como seguramente sabrás, adopción y acogimiento familiar son dos medidas distintas. En la primera el objetivo sería, principalmente, formar una familia y, en el acogimiento, el objetivo debe ser querer ayudar a una niña o un niño que lo necesita.

Recordemos también que en la adopción se crean unos lazos de por vida (igual que si se tiene una hija o hijo biológico) y el acogimiento familiar es temporal. ¿Qué sucede cuando un acogimiento finaliza? Lo ideal es que pudiera volver a su familia de origen una vez ya estuviera solucionada la situación que provocó la separación. Si no es posible, se busca otra medida más estable como puede ser el acogimiento permanente o la adopción.

Pues bien, al tener objetivos diferentes, siempre se habían desvinculado ambos procesos. Sin embargo, desde hace unos meses, sí que son compatibles. Es decir, puedes iniciar un proceso de acogimiento habiendo iniciado previamente uno de adopción y viceversa.

Eso sí, debemos tener en cuenta que, lo que ocurriese primero, debería constar en el expediente del que aún no ha ocurrido. ¿Esto qué quiere decir? Que si tengo ambos procesos abiertos y, pongamos por ejemplo, que el de acogimiento llega antes (como probablemente puede que suceda), pues en el expediente de adopción, habría que indicar que ahora sí que tenemos un peque en casa conviviendo con nosotros o nosotras.

Podría ser el caso, por ejemplo, de una pareja de dos chicas que deciden adoptar. Y, cuando ya tienen todo su proceso en curso, conocen la medida del acogimiento familiar y deciden que quieren ayudar. Inician el proceso de acogimiento, saben que lo que más cuesta es encontrar familias para mayores de 7 años, deciden que ellas sí acogerían a un adolescente y, en cuestión de meses, tienen en casa a un chico de 12 años acogido. Pues bien, entonces estas chicas deberían indicar en su expediente de adopción, que ahora ya no son dos en casa, sino que son tres y la edad del chico.

No te preocupes si crees que no entiendes muy bien las diferencias entre adopción y acogimiento porque hicimos un post donde está todo muy bien explicado y seguro que, tras leerlo, lo comprendes perfectamente.

Y, si conoces a alguien que esté en un proceso de adopción y que podría acoger, coméntale que AHORA, AMBOS PROCESOS SON COMPATIBLES. Estaremos encantadas de informarle sobre todo lo necesario.

acogimiento familiar modalidad urgente

Se pueden acoger adolescentes en la modalidad de urgencia.

Hasta hace poco, la modalidad de urgencia se daba sobre todo en bebés de 0 a 3 y en niños y niñas de menos de 7 años. La modalidad de urgencia se llama así porque te pueden llamar en cualquier momento pare decirte que un peque te necesita. La idea es evitar que estas niñas y niños pasen por un centro y vayan directamente a un hogar. Como decimos, hasta hace poco eran solo menores de 7 años, pero ahora ya se puede dar esta modalidad hasta los 13.

Es difícil encontrar familias que quieran acoger a niños y niñas mayores de 7 años, así que, si resulta que se te complica mucho la infancia rondando esa edad, sueles ir a parar a un centro donde, por supuesto, no te falta nada de lo necesario y estás muy bien cuidado, pero no es un hogar. ¿Qué se pretende con la opción de ampliar la edad de la modalidad de urgencia? Precisamente eso, reducir el número de chicos y chicas mayores de cierta edad, que pasan directamente a un centro al ser separados de sus familias.

Así que, ahora, si eliges la modalidad de acogimiento de urgencia, cuando llegues al rango de edad, sí que podrás poner hasta 13 años. Lo que se intenta en todo momento es atender a niños, niñas y adolescentes de manera inmediata, con tal de dar una respuesta de un entorno cálido.

Recordemos que «crecer en familia» es uno de los derechos que se establecieron en la Convención de los Derechos del Niño.